Foro Por la memoria del Campo de Gibraltar

El homenaje a las víctimas de la matanza del cuartel de Ballesteros reúne en La Línea a decenas de personas de diferentes ideologías

 

Unas ochenta personas asistieron el miércoles 19 de julio al homenaje celebrado en La Línea a las víctimas de la matanza perpetrada por las tropas sublevadas contra la República en idéntica fecha del año 1936. Organizado por el Ayuntamiento linense y el Foro por la Memoria del Campo de Gibraltar, el acto consistió en el descubrimiento de una placa de cerámica colocada en la fachada del edificio, hoy convertido en sede de la escuela de Magisterio y de otras dependencias municipales, sindicales y sociales. En la placa se puede leer la siguiente inscripción: “Militares y ciudadanos indefensos murieron en este lugar el 19 de julio de 1936 a manos de tropas del Gobierno democrático de la República". Varios cientos de personas fueron fusiladas en aquel verano por defender la libertad, el progreso y la justicia social. En recuerdo a todas esas víctimas”.

El acalde de la ciudad, Juan Franco, pronunció un breve discurso en el que recordó que la colocación de la placa y el homenaje fueron aprobados por el pleno municipal de La Línea el año pasado.  Felipe López Agüera, secretario del foro,  recordó que los sargentos y algunos tenientes del cuartel de Ballesteros impidieron que el golpe de Estado triunfara en la Línea el 18 de julio y añadió que el 19 de julio tropas de regulares y legionarios bajo el mando de los golpistas desembarcaron en Algeciras. “Ese mismo día se dirigieron a  La Línea y al llegar frente a este cuartel de Ballesteros dispararon contra una multitud de gente desarmada que estaba mostrando su apoyo a los militares que habían permanecido fieles al Gobierno constitucional de la República”, explicó y agregó. “Murieron cerca de cien personas. Aquí cayeron hombres, mujeres, niños y ancianos. Fue el primer episodio sangriento de lo que se ha dado en llamar la matanza fundacional del franquismo. Los sublevados empezaban a mostrar sus métodos: Ninguna piedad con el enemigo, toda la crueldad y la violencia necesarias para exterminar a las personas que de una manera u otra habían apoyado a la República”.

 

 

El secretario del foro agregó: “El genocidio franquista no supuso sólo la eliminación física de miles de personas. También usó el terrorismo de Estado, la tortura, el trabajo esclavo, el robo de niños y la incautación de bienes contra las víctimas y sus familiares. El fascismo metió tal miedo en el cuerpo a las familias de las víctimas que durante cuarenta años pudo ocultar y hacer que se olvidaran sus crímenes y la magnitud colosal del genocidio cometido. Cuarenta años después de muerto el dictador, aquel plan de silencio y ocultamiento y la propaganda franquista aún tienen eco en buena parte de esta sociedad. Es hora de acabar con ello. Una sociedad moralmente sana no puede permitirse ningún titubeo a la hora de condenar al fascismo.  Ningún maestro, ningún político, ningún funcionario público, ningún periodista, ningún agente social puede defender ni justificar los crímenes ni el sistema que gracias a ellos implantó el dictador”.

José María Ayala, vocal del foro, recordó todo lo que ha hecho el foro en La Línea en el último año y animó a todos los ciudadanos a colaborar con esta asociación. “Pedimos a todas aquellas personas que fueron represaliadas o que tienen familiares que fueron víctimas del fascismo que se pongan en contacto con nosotros. Queremos entrevistarlas, estamos reuniendo testimonios y cuantos más consigamos reunir más facilitaremos el trabajo de historiadores e investigadores y más luz echaremos sobre nuestro pasado. Sólo así podremos hacer un futuro mejor”, afirmó.

En el acto participaron casi todos los concejales de La Línea 100x100, partido al que pertenece el alcalde. También estuvieron concejales del PSOE, con su portavoz  Miguel Tornay, y el concejal del antiguo Partido Andalucista, Ángel Villar. Hubo también representantes de Comisiones Obreras, CNT, Izquierda Unida, Podemos y de la plataforma Campo de Gibraltar por la República.

Especialmente emocionante fue la presencia  de la hermana y el sobrino de una de las víctimas de la masacre del Ballestero, Elio Díaz Recuerda, un linense de solo 16 años de edad que murió a consecuencia de los disparos de las tropas sublevadas.

 

 

Exposición Itinerante

Asociación de Familiares represaliados por el Franquismo en la Sauceda y el Marrufo

En la Memoria

con Francisca Lobato Domínguez


Francisca Lobato Domínguez era una niña de siete años que vivía con sus padres y sus dos hermanos en un paraje entre Jimena y La Sauceda cuando estalló la guerra.

Su padre, Roque Lobato Gutiérrez, fue ejecutado por las tropas franquistas al poco de tomar el poblado de La Sauceda. Allí, cerca de la ermita, fue enterrado clandestinamente por sus verdugos. Su mujer y sus hijos fueron conducidos, junto al resto de la población del valle, al cortijo del Marrufo, donde permanecieron detenidos.

Leer más...

No se toca

Web Provincial del Foro

Web provincial del Foro por la MemoriaA continuación puede descargar un archivo en formato PDF con el contenido de la web provincial del Foro por la Memoria que estuvo online entre 2004-2008 y que es el germen de esta web:

Los Caminos de los Prisioneros

Los caminos de los prisioneros

Nuestro Canal de Youtube

Youtube